Stratovarius en Wacken Open Air 2010





El staff de Stratovarius Perú viajó hasta Alemania para participar en la fiesta metalera por excelencia, el Wacken Open Air, donde Stratovarius tuvo uno de sus mejores conciertos en la historia del Festival.

Esta es nuestra primera vez en el Wacken, y la emoción de estar en el festival más grande de Metal del mundo es indescriptible, cada minuto una experiencia, incluso desde antes de llegar el sentimiento iba en aumento.

El viaje empezó al tomar el vuelo a Hamburgo, la ciudad alemana más cercana al festival. Llegamos a Hamburgo a las 6pm del miércoles 4 de Agosto, había afiches del Wacken por todas partes, qué emoción! Y un letrero indicando el Bus Shuttle desde Hamburgo, que son unos buses del mismo festival que te llevan desde el aeropuerto. Lamentablemente no habían más cupos, todos se habían vendido por internet y estaban agotados hace semanas.





Había que llegar al festival independientemente, y Hamburgo a pesar de ser la ciudad más cercana está como a 70 km y la única forma de llegar era tomar un tren hasta Itzehoe (el pueblo más cercano, el viaje toma 50 minutos) desde donde parten otros buses que nos llevarían al festival (media hora más). Es emocionante ver como el tren se iba llenando de metaleros de todas partes con un sólo destino: Wacken! Finalmente llegamos a Itzehoe como a las 9:00pm, junto con los demás metaleros esperabamos los buses en el "meeting point".





Finalmente llegamos a WACKEEEENNN!!! El agotamiento era intenso por arrastrar maleta y cargar mochila, carpa y sleeping, pero al llegar la adrenalina volvió a subir de la emoción de saber que por fin había llegado a la tierra prometida.

Lo primero es acercarse al módulo de los tickets donde te ponen la pulsera y te entregan la "Full Metal Bag", un bolso que se puede llevar como mochila con algunos souvenirs y artículos de primera necesidad, como un poncho para la lluvia, tapones protectores para los oídos, linterna, lapicero, llaveros, parches, stickers, etc.

Luego me encontré con unos amigos de Hungría miembros del foro oficial de Stratovarius, quienes me habían reservado un lugar en su espacio del campamento para poner mi carpita, felizmente estaban ubicados en un terreno vip, a tan solo 100 metros de la entrada al área del festival (de haberme tenido que ubicar por orden de llegada, habría estado como a 2km!). En la primera noche me dediqué a hacer el reconocimiento de los alrededores, básicamente las zonas de comida y bebida, el Metal Market (imposible ver tantos puestos juntos con mercadería metalera, uno se vuelve loco y quiere comprarse todo!) y ubicar los escenarios (son 2 principales, 1 grande, uno mediano cerrado -tipo el María Angola pero algo más grande- y dos más pequeños.

El jueves 5 empezaban los conciertos en el Festival, más de 60 bandas de todo el mundo se dan cita todos los años en este sagrado recinto, y es imposible llegar a verlas todas, ya que hay que dosificar esfuerzo y energía para lograr disfrutar al 100% de los conciertos que más nos interesan, en este caso pude apreciar en todo su esplendor a excelentes grupos, como Alice Cooper, Motley Crue, Iron Maiden, Kamelot, Tarja Turunen, Raven, Slayer, Anvil, Atrocity, Overkill, Delain, Edguy, UDO y finalmente, el sábado 7 era el último día del festival, qué mejor forma para cerrar con broche de oro un fin de semana inolvidable, que apreciando de cerca una vez más a Stratovarius!

A las 7:30pm era el turno de Stratovarius, desde varios minutos antes pudimos apreciar a detalle la preparación del escenario por los roadies, con Django encargándose de la batería como desde hace más de 10 años, y Jukka Whalsten es el ingeniero de sonido que podría decirse es el "miembro" más antiguo de Stratovarius pues los acompaña incluso desde antes que Kotipelto ingrese a la banda! (Jukka es un sonidista muy cotizado, por ejemplo, ha trabajado con Sonata Arctica, Hammerfall e inclusive con Gamma Ray durante la filamción de su DVD "Hell Yeah!!! The Awesome Foursome" en vivo en Montreal).





El concierto empezó puntual (como todo en Wacken salvo contadas excepciones), con un setlist dedicado al fan promedio, tomando en cuenta que sólo tienen una hora para tocar deben ser muy concretos:

Empezaron con "Hunting High and Low", su tema más "comercial" pues en Finlandia la conoce hasta la abuelita de la esquina, debido a que fue un tema muy radiado y popularizado por el coro televisivo de Kuorosota. A mí me encanta así que fue muy buen comienzo.

Siguieron con "Higher We Go" de su último álbum Polaris, tema bien power que fue coreado por todos.

Luego la clásica "Speed of Light", donde Matías tendría que demostrar por primera vez ante el público del Wacken que sí puede llenar los zapatos de Tolkki.

Siguieron con el súper clásico "Kiss of Judas", donde Lauri Porra le da su toque especial al monótono bajo que tocaba Kainulainen, definitivamente Lauri es un bajista como pocos.

Después siguieron con "Against the Wind", una "viejita" de su album Fourth Dimension cuando recién Kotipelto se unía a la banda.

Continuaron con un salto al presente con "Deep Unknown" también de Polaris, no es una de mis favoritas pero cuando uno está con toda la adrenalina en medio del concierto canta todo como si fuera la mejor canción del mundo.

Nuevamente un tema "comercial", Eagleheart, para el deleite de todo el mundo que no dejaban de hacer crowd surfing y me distraían de ver el concierto por estar atenta a que no me caiga un tabaso .

Ahora para calmar los ánimos nos regalaron la balada "Winter Skies" con el conmovedor solo de teclado de Jens Johansson. La canción más emotiva de Polaris.

No habíamos terminado de asimilar el sosiego de la canción cuando nos bombardearon con la veloz Phoenix, canción ahora convertida en himno para los fans ya que precisamente eso le ocurrió a Stratovarius, resurgió de sus cenizas cual ave fénix después de la tormentosa etapa por la que atravesó.

Finalmente Timo hace el anuncio que la siguiente canción tenía que ver con "algo negro", era el turno de "Black Diamond", y no importa cuántas veces la escuche o vea en vivo, siempre será mi favorita, no sólo por la música en sí, sino por lo que significa emocionalmente para mí desde la primera vez que la escuché un viernes hace ya 13 años...

Y terminó Los chicos super agradecidos con todos y prometiendo que no será la última vez.

Para no perder la hilación, resumo el setlist:

- Hunting High and Low
- Higher We Go
- Speed of Light
- The Kiss of Judas
- Against the Wind
- Deep Unknown
- Eagleheart
- Winter Skies
- Phoenix
- Paradise
- Black Diamond


De lejos el setlist que tuvimos en Perú fue mucho mejor, pero el público quedó contento a pesar que en mi opinión fue demasiado corto, sentí como si todo hubiera acabado en 15 minutos, cuando Timo anunció que seguía Black Diamond grité "Noooooooooo" porque sabía que sería la última y no lo podía creer.

Cabe remarcar que este ha sido uno de los mejores Wacken para Stratovarius, en el sentido que lo pasaron sin contratiempos, ya que en otras oportunidades tuvieron incidentes, como en 2000 en que Kotipelto se quemó la mano con una pirotecnia (muy serio, quemadura de tercer grado hasta la mitad del antebrazo), en el 2002 tocaron bajo una tormenta (con truenos y todo que arruinaban el sonido) o como en el 2007 en que una tormenta más fuerte aún impidió que tocaran y tuvieron que mover su show para el día siguiente a las 2 de la tarde. Parecer que dejaron atrás el maleficio.


















































































































Finalmente, luego del extraordinario concierto, tuvimos un encuentro con Timo Kotipelto, quien envió saludos a todos sus fans en Perú y espera verlos a todos en la próxima gira!!!



Hasta el 2011!!!